Los 7 Mejores Tés para Aliviar el Dolor de Garganta

woman-with-cup-feeling-sick_23-2147768329

Nada te relaja más cuando llegas a casa estresado o cansado como lo hace una buena taza de té.

Pero además de ser deliciosos, muchos tés tienen también una grandes propiedades medicinales que ayudan a calmar y curar el cuerpo.

Es el remedio casero más delicioso que puedes preparar.

Si bien el té no sirve para tratar enfermedades más graves por sí mismo, puede ayudar a aliviar síntomas como el dolor de garganta.

Ahora bien, no cualquier tipo de té funciona igual de bien, sigue leyendo para descubrir cuales son los mejores.

¿Cuáles son los beneficios de beber té cuando tienes dolor de garganta?

Incluso si beber té no es algo que hagas normalmente, una taza caliente podría ser de gran ayuda si sufres de dolor de garganta.

Tiene varios beneficios potenciales.

Por ejemplo, muchos tés contienen antioxidantes. Estos compuestos pueden ayudar a su cuerpo a combatir enfermedades, como resfriados y otros virus. Estos antioxidantes ayudan a curar el tejido. De hecho, algunos tés y mezclas de hierbas proporcionan efectos antiinflamatorios que pueden ayudar a reducir el dolor y la hinchazón.

Cuando tienes la garganta seca, beber líquidos te ayuda mantenerla húmeda y reduce el riesgo de deshidratación. Esto ayuda a reducir la irritación y el dolor en la garganta.

El té también proporciona la forma ideal para tomar miel, un agente antibacteriano y calmante natural para el dolor de garganta (1).

Recuerda que los niños menores de un año no deben tomar miel debido al peligro de botulismo infantil.

En definitiva, lo mejor para el dolor de garganta es tomar una buena taza de té caliente.

¿Cuáles Son los Mejores Tés para el Dolor de Garganta?

1. Té Verde y Negro

Para el primer método vamos a utilizar un té verdadero pero de una forma que no esperabas.

Y es que hacer gárgaras con té verde a una temperatura agradable ayuda a reducir la inflamación de la garganta y con ello el dolor.

Se ha demostrado su eficacia antiviral en enfermedades como la gripe A y el adenovirus, un virus con síntomas similares al resfriado, como dolor de garganta y bronquitis (1).

Como todos los tés verdaderos proceden de la misma planta, puedes cambiar el té verde por té negro. Su alto contenido en taninos te ayudará a reducir la inflamación y aliviar el dolor de garganta.

Te recomendamos preparar té para beber y de paso aprovechar para hacer gárgaras si te molesta la garganta.

Cómo se prepara:

Debido a la gran variedad de formas en las que lo puedes preparar, tenemos artículos con toda la información que necesitas sobre el té verde y el té negro.

Importante: Recuerda que puedes preparar cualquiera de las hierbas y raíces que aparecen a continuación usando como base té verde o té negro.

2. Té de Manzanilla

El té de manzanilla es una de las tazas de té más famosas para cuando te sientes mal. Cuenta con propiedades antibacterianas que combaten las infecciones bacterianas al tiempo que ofrece un efecto calmante que lo ayuda a relajarse y aliviar el dolor.

Funciona lubricando tu garganta, lo que disminuye el dolor (2). El té de manzanilla también cuenta con capacidades antiinflamatorias, que ayudan a aliviar el dolor de garganta y el enrojecimiento.

La acción antiespasmódica de la manzanilla también podría reducir la tos.

Si su resfriado es causado por un resfriado, la manzanilla también puede aliviar algunos de sus otros síntomas de resfriado. Incluso si no estás dispuesto a beberlo, inhalar vapor de manzanilla podría ser útil.

Es naturalmente libre de cafeína, por lo que puede beberlo todo el día. Las propiedades relajantes del té también pueden ayudarlo a dormir mejor, por lo que es el té perfecto para la noche cuando se siente enfermo.

Cómo se prepara:

  1. Usa 2 cucharadas de flores secas de manzanilla por cada 250ml de agua (o una bolsita de manzanilla).
  2. Infusionar en agua hirviendo de 6 a 10 minutos, dependiendo del sabor deseado. Cuanto más tiempo pase infusionando, más fuerte será el sabor.
  3. Añade un poco de miel que te ayudará a calmar aún más la inflamación de la garganta.

3. Té de Menta

La menta es otro té de hierbas común con muchos beneficios para la salud que pueden ayudar a aliviar el dolor de garganta.

La menta contiene mentol, que es un descongestionante eficaz con propiedades refrescantes y calmantes.

Este té de hierbas también puede ayudar en la digestión, siendo una gran opción para relajarse antes de acostarse. Los componentes antivirales, antibacterianos y antiinflamatorios del té verde ayudan a tratar los síntomas del resfriado.

Cómo se prepara:

La menta en todas sus variedades es una planta muy versatil y puedes añadirlo prácticamente a cualquier tipo de té que imagines.

Tienes toda la información sobre cómo preparar el té de menta de 6 formas diferentes en este completo artículo.

4. Té de Malvavisco

Este té está hecho con raíz de malvavisco, una hierba nativa de Europa y África.

Cuando hablas de malvavisco es común pensar en las nubes de golosina. Aunque se creaban utilizando esta raíz, ahora se utiliza gelatina en su lugar, por lo lamentamos decirte que comer una nube no te ayudará con el dolor de garganta.

En cuanto a esta raíz, contiene mucílago, que alivia el dolor de garganta al recubrir las membranas mucosas.

El té de raíz de malvavisco también puede ayudar a aliviar la tos, un síntoma de resfriado que puede empeorar el dolor de garganta.

Como hemos visto, el mucílago recubre la garganta, dando un efecto calmante. Pero el mucílago puede interactuar con medicamentos orales, así que consulta con tu médico antes de tomarlo.

Cómo se prepara:

  1. Una cucharadita de raíz de malvavisco por cada vaso (250ml) de agua.
  2. Lleva el agua a ebullición rápida, añade la raíz de malvavisco y deja infusionar a fuego lento durante 15 a 20 minutos.
  3. Retira la raíz del concentrado de té y añade un poco de edulcorante como la miel o una pizca de ágave.

5. Té de Regaliz

La raíz de regaliz se lleva utilizando durante muchos años como remedio para el dolor de garganta entre otras cosas. La raíz de regaliz contiene propiedades antivirales y antimicrobianas que protegen contra las posibles causas de dolor de garganta.

Además, la raíz de regaliz aporta una dulzura persistente a cualquier té al que se lo agregues, convirtiéndola en una alternativa saludable y deliciosa siempre que te encuentres mal.

La raíz de regaliz puede ser peligrosa en grandes cantidades, especialmente si tienes ciertas condiciones de salud. Ante la duda, consulta con un especialista antes de probar el té de raíz de regaliz.

Cómo se prepara:

  1. Haga hervir el agua y añade dos cucharaditas de té de raíz de regaliz seco por cada vaso agua (250ml).
  2. Infusiona durante 5 minutos antes de servir.
  3. Añade una pizca de jugo de limón para aumentar el contenido de vitamina C y mejorar la protección.

Puedes usar el té de regaliz también para hacer gárgaras. Para ello:

  • prepara una taza siguiendo las instrucciones que has visto.
  • Déjalo enfriar a una temperatura agradable.
  • Luego, haz gárgaras durante varios segundos antes de escupirlo.

6. Té de Jengibre

El jengibre es una de las hierbas más famosas en lo que respecta a la medicina tradicional. Es otra adición que puede ayudar a aliviar los síntomas del dolor de garganta.

El té de jengibre contiene compuestos antibacterianos y antiinflamatorios conocidos como gingerol y shogaol. Estos compuestos ayudan a combatir las infecciones atacando a las bacterias y a los virus que nos enferman.

Además, el jengibre es una ayuda popular contra las náuseas y puede ayudar a calmar el cuerpo.

El jengibre es una raíz muy versátil que se usa en una gran variedad de tés, encontrándose por ejemplo en el famoso té chai pero también hay más alternativas que puedes encontrar en este artículo completo sobre el té de jengibre.

Cómo se prepara:

  1. Recomendamos usar jengibre fresco o seco en lugar de bolsitas de té. Y es que las bolsas de té puede contener algún tipo de relleno y no contener todos los compuestos saludables que tiene la raíz de jengibre.
  2. Comienza con una pieza de unos 3cm de jengibre fresco o una cucharadita de jengibre seco.
  3. Añadelo al agua hirviendo y déjalo reposar durante unos 10 minutos.
  4. Para maximizar los efectos contra el dolor de garganta, añade una pizca de miel, una rodaja de limón y una cucharadita de vinagre de manzana.

7. Té de Cúrcuma

La cúrcuma es otro elemento básico en la medicina tradicional y cuya popularidad aumenta cada vez más en el mundo occidental. Contiene muchos beneficios para la salud, siendo uno de ellos el ayudar a aliviar el dolor de garganta.

Unos de los beneficios de la cúrcuma se encuentra en un compuesto llamado curiosamente curcumina, que ha demostrado tener una variedad de propiedades antibacterianas, antimicrobianas y antivirales (8).

Al ser parte de la familia del jengibre, añadir cúrcuma al té provoca que tenga un color amarillo anaranjado. Tiene un sabor amaderado, ligeramente picante, y lo más importante, relajará tu garganta harciéndote sentir mejor en poco tiempo.

Cómo se prepara:

  1. Usa una pieza de unos 3cm de raíz de cúrcuma fresca o una cucharadita de polvo de cúrcuma por cada vaso de agua (250ml).
  2. Cocine a fuego lento en una olla unos 10 minutos y cuele la raíz.
  3. Servir con una pizca de miel para potenciar el alivio.

Miguel Medina

Miguel Medina

Soy un eterno aprendiz de la vida. Mi objetivo es hacer té delicioso de forma fácil.
Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email
Share on print
Imprimir
Recibe cosas chulas en el correo

¡ÚNETE AL CLUB!

Además, podrás descargar las guías rápidas para hacer té de forma fácil.