10 Infusiones con Sabor Increíble que Debes Probar

Los tés de hierbas, también llamados tisanas o infusiones, son fundamentales en el mundo del té.

Pero, ¿sabías que técnicamente no son tés?

Lo que comúnmente se conoce como «té de hierbas» es en realidad una infusión hecha de cualquier planta que no sea Camellia sinensis, la planta con la que se hacen los tés verdaderos (té verde, té negro, té oolong, té blanco y té pu erh). 

Por esta razón, existe una tendencia hacia el uso de términos como tisana o infusión.

Las tisanas no contienen cafeína y se pueden servir calientes o frías.

Los tés de hierbas tienen una larga historia, que se remonta a la antigua China y Egipto, donde las tisanas se bebían tanto para el disfrute como para fines medicinales.

No te pierdas esta colección de tisanas saludables que además tienen el mejor sabor.

una taza de té con jengibre

1. Té de Jengibre

En invierno no hay nada mejor que una taza de té de jengibre.

Es sin duda una de las mejores infusiones para nuestra salud.

Con sus altos niveles de vitamina C, magnesio y otros minerales, el té de jengibre es una bebida picante y sabrosa que contiene una gran cantidad de antioxidantes saludables que combaten las enfermedades.

También ayuda a combatir la inflamación y estimula el sistema inmunitario, pero es más conocido por ser un remedio eficaz para las náuseas (1).

Tomar una infusión de jengibre puede ser de gran ayuda para solucionar problemas de estómago.

Eso sí, te recomendamos que una vez hagas el té, agregues otro indregiende saludable como menta, miel o limón para enmascarar el sabor del jengibre.

Sabor del té de jengibre: El jengibre es algo picante y ligeramente dulce, con un aroma fuerte y picante.

2. Té de Menta

El té de menta es uno de los tés de hierbas más consumidos en el mundo.

Y su refrescante sabor se puede convertir en uno de los mejores que pruebes.

La hierbabuena es la más conocida y popular de las más de 20 especies de menta que existen.

Es una menta híbrida natural, un cruce entre la menta acuática y la menta verde, autóctona de Europa y Asia.

Si bien se usa más popularmente para apoyar la salud del tracto digestivo, también tiene propiedades antioxidantes, anticancerígenas, antibacterianas y antivirales.

La mayoría de estos efectos no se han estudiado en humanos, por lo que no es posible saber si podrían generar beneficios para la salud.

Sin embargo, varios estudios han confirmado los efectos beneficiosos de la menta en el tracto digestivo.

Pero no sólo beber té de menta te ayuda, pues se cree que el aroma de la menta desencadena reacciones químicas en el cerebro que reducen la sensación de hambre (2).

El té de menta o de hierbabuena es perfecto tanto para respirar mejor como para adelgazar.

Sabor del té de menta: El té de menta tiene un sabor fresco y fresco con una sensación final de hormigueo.

3. Té de Hibisco

La característica más destacada de la planta de hibisco son sus impresionantes flores, grandes y con forma de trompeta, con pétalos de un color rojo intenso.  

Se puede disfrutar caliente de una forma tradicional o helado como la conocida agua de Jamaica.

Sin embargo, diferentes especies de hibisco producen una gama de flores de diferentes colores, que incluyen blanco suave, amarillo mantequilla, naranja puesta de sol, púrpura intenso, azul brillante y rosa pálido.

Algunas variedades incluso se transforman de un color a otro.

Es un té especialmente popular en Jamaica, México, Centroamérica y partes de Sudamérica y el Caribe, y cada vez más en Europa.

Además de su color intenso y su sabor único, el té de hibisco ofrece propiedades saludables.

El té de hibisco viene cargado de vitamina C y minerales que ayudan a estimular el sistema inmunológico y a reducir la presión sanguínea (3).

Aprende todo sobre el té de hibisco aquí.

Sabor del té de hibisco: Tiene un sabor refrescante y ácido parecido al arándano.

4. Manzanilla

«Prepararse una manzanilla» es una práctica habitual cuando tienes dolor de barriga y se usa también con frecuencia como ayuda para dormir.

Utilizado en todo, desde cosméticos hasta aromaterapia y bebidas, la manzanilla como relajante existe desde hace miles de años, al menos hasta los tiempos del antiguo Egipto.

Por eso, son muchos los estudios que han examinado los efectos del té o del extracto de manzanilla com solución a los problemas de sueño en las personas, dando resultados positivos (4).

La manzanilla todavía se usa en la fabricación de cerveza y vino en la actualidad.

Es uno de los ingredientes clave utilizados para aromatizar una cerveza de trigo tradicional.

Además en España, se emplea para dar sabor al famoso vino Manzanilla de Sanlúcar y de Jerez.

La manzanilla también se está explorando en muchas aplicaciones culinarias, desde helados hasta bases de sopas y macarons franceses.

Sus notas dulces y ligeramente herbales lo convierten en un sabor sofisticado y único para agregar a postres y a golosinas saladas.

Sabor del té de manzanilla: El té de manzanilla tiene un sabor molido y terroso con toques de manzana y dulzura floral.

Una taza de té negro sobre una mesa de madera

5. Té Rooibos

El rooibos (cuyo nombre científico es Aspalathus linearis) es una planta de origen sudafricano. 

Es un té muy popular al que también se le conoce como té rojo sudafricano, pero que no debe confundirse con el té rojo pu-erh, ya que realmente no proviene de la planta del té.

El té rooibos acaba de comenzar a ser estudiado por científicos. Aún así, la evidencia preliminar sugiere que el té rooibos puede ayudar en muchos ámbitos de tu salud.

Por ejemplo, puede mejorar la salud ósea y reducir el riesgo de enfermedad cardíaca (5).

Puede reducir también los niveles sanguíneos de colesterol LDL y grasa "malos", y al mismo tiempo que aumentar el colesterol HDL "bueno".

Un estudio de probeta sugiere que el té rooibos, junto con el té verde y negro, podría estimular las células involucradas en el crecimiento y la densidad ósea.

Además, la evidencia preliminar muestra que el té rooibos puede ayudar a prevenir enfermedades del corazón.

Si bien se necesitan muchos más estudios para confirmar estos efectos y descubrir otros beneficios, la evidencia preliminar es prometedora.

Sabor del té rooibos: Ahumado, dulce, amaderado, herbáceo, vainilla, floral, geranio, miel, hierbas y caramelo son solo algunas de las palabras que pueden describir el espectro de sabores de tomar un té rooibos.

6. Té de Rosa Mosqueta

El té de rosa mosqueta está hecho del fruto de la planta de rosa.

La rosa mosqueta y el escaramujo (el fruto del rosal silvestre) son dos plantas muy parecidas que suelen confundirse con facilidad.

Ambas plantas son arbustos perennes y espinosos de la familia de las rosáceas y del mismo género (rosa).

El té de rosa mosqueta es rico en vitamina C y antioxidantes.

Sus propiedades antiinflamatorias pueden reducir la inflamación y el dolor asociados con la artritis.

El té de rosa o escaramujo también puede ser beneficioso para controlar tu peso, siendo una de las mejores infusiones para adelgazar. 

Un estudio de 12 semanas en 32 personas con sobrepeso descubrió que tomar extracto de escaramujo resultó en una disminución del IMC y la grasa del estómago (6).

Los efectos antiinflamatorios y antioxidantes de la rosa mosqueta también pueden ayudar a combatir el envejecimiento de la piel.

Estas propiedades también pueden dar lugar a otros beneficios para la salud, aunque son necesarios más estudios para confirmar estos efectos.

Sabor del té de rosa mosqueta: El té de rosa mosqueta o escaramujo tiene un sabor muy floral con ligeras notas cítricas.

una taza de té con flores de melisa

7. Té de Melisa

El té melisa se hace a partir de la planta de la melisa, y es también conocido como de limoncillo, hoja de limón, o toronjil.

Se trata de un té muy popular de origen europeo que ofrece un sabor claramente a limón y menta.

Al igual que la manzanilla, el té de melisa es conocido por sus propiedades calmantes y contiene altas cantidades de vitamina C que pueden mejorar la salud inmunológica.

Tanto es así, que puedes encontrar un porcentaje de melisa en muchas de las variedades de té que ofrece mercadona por ejemplo.

Los estudios preliminares han encontrado que el té de melisa puede mejorar los niveles de antioxidantes, la salud del corazón y la piel e incluso ayudar a aliviar la ansiedad.

Por ejemplo, el té de melisa es una infusión relajante, ideal si tienes problemas para conciliar el sueño (7).

Además, varios estudios han demostrado que el bálsamo de limón mejora el estado de ánimo y el rendimiento mental.

Sabor del té de melisa: El té de melisa pertenece a la familia de la menta y por lo tanto presenta un refrescante sabor cítrico con toques de menta.

8. Té de Salvia

El té de salvia proviene de la hierba de salvia que forma parte de la familia de la menta.

El sabor dulce y delicado de la salvia no interferirá con tus gustos si bebes el té con las comidas. Aunque se consume mejor entre comidas para apreciar completamente los matices de las notas dulces y ligeramente astringentes.

Algunas personas encuentran su sabor demasiado amargo y  necesitan combinar la salvia con otros ingredientes para enmascarar el sabor.

Pra solucionar esto, agrega una rodaja de ginseng o de limón al té de salvia para extraer el perfil de sabor completo.

El té de salvia es muy conocido por sus propiedades medicinales, y la investigación científica ha empezado a respaldar varios de sus beneficios para la salud, especialmente para la salud de tu cerebro.

El té de salvia parece ofrecer potencialmente beneficios para la salud del corazón y el colon. Pero se necesitan más estudios para obtener más información sobre estos efectos.

Sin embargo, varios estudios ya han encontrado que la salvia mejora la función cognitiva y la memoria. También puede beneficiar la salud del colon y el corazón.

De hecho, dos estudios sobre gotas de salvia oral o aceite de salvia encontraron mejoras en la memoria y la atención de personas con Alzheimer, aunque los estudios tenían limitaciones (8).

Sabor del té de salvia: El té de salvia te ofrece un sabor delicado y dulce con notas terrosas.

9. Té de Equinácea

La equinácea es una hierba comúnmente utilizada para hacer suplementos herbales, aceites esenciales, té y remedios herbales. 

El té de equinácea es un remedio muy popular del que dicen que previene y acorta el resfriado común.

La evidencia ha demostrado que la equinácea puede ayudar a estimular el sistema inmunitario, lo que podría ayudar al cuerpo a combatir los virus o las infecciones.

Muchos estudios han encontrado que la equinácea puede acortar la duración del resfriado común, disminuir la gravedad de sus síntomas o incluso prevenirlo (9).

Sin embargo, estos estudios no ha sido bien diseñados y sus resultados son contradictorios, lo que hace difícil saber si los resultados positivos se deben a la equinácea o al azar.

Por lo tanto, no es posible afirmar definitivamente que tomar equinácea cura el resfriado común.

Lo que sí es seguro, es que esta tomas esta bebida herbal caliente puede ayudar a calmar el dolor de garganta o aclarar la nariz tapada si tienes un resfriado.

Sabor del té de equinácea: El sabor del té de equinácea a menudo se describe como de hormigueo en la lengua. De hecho, se puede considerar este efecto como evidencia de la efectividad de la hierba.

10. Té de Jazmín

El té de jazmín es un tipo de té perfumado con el aroma de las flores del jazmín.

Los tés aromáticos de jazmín provienen de una de estas dos variedades de la planta de jazmín: jazmín común y la sampaguita, que se vende con frecuencia como perlas de jazmín.

Las delicadas perlas se despliegan mientras el té se sumerge, creando una hermosa presentación.

Hay que destacar que el té de jazmín es un poco diferente a los demás de esta lista, ya que está mezclado con té verdadero.

Y es que habitualmente se mezcla con té verde, también se puede combinar con té negro o té blanco.

Eso significa que una taza de té de jazmín contiene cafeína, pero también los potentes beneficios para tu salud de los tés verdaderos.

Beber regularmente té de jazmín puede ayudarte a perder peso, aliviar el estrés (10), proteger la salud del corazón e incluso ayudar a prevenir enfermedades como Alzheimer, Parkinson e incluso Cáncer.

Tienes un artículo donde puedes encontrar todo lo que debes saber sobre el delicioso té de jazmín.

Sabor del té de JazmínEl té de jazmín es apreciado por su dulzura, su fragancia apenas perfumada y un equilibrio de sabor delicado entre las flores florales y las delicadas hojas de té.